Kaiser vs Errecé: el análisis

Kaiser vs Errecé: el análisis

  Entre las diferentes exhibiciones que se dieron durante la clasificatoria valenciana para la BDM Gold se llevó adelante una batalla que, a primera vista, destacaba por cierta similitud en cuanto a los estilos de los contrincantes: Errecé, el valenciano que apuesta a la respuesta, ataque y puesta en escena, contra el multicampeón chileno Kaiser, quien enfoca las batallas de un modo parecido, aunque la diferencia de tablas era evidente desde el palmarés de cada uno.

  Y, lo que en un análisis previo de la contienda se podía imaginar, sucedió en el escenario. Ambos freestylers se concentraron en los recursos que los caracterizan y asemejan (el punch, la respuesta rápida y la conexión con el público) para llevar adelante una buena exhibición. En esta, Kaiser fue superior a pesar de encontrarse de visitante (no solo estaba en España, sino también en Valencia, ciudad de Errecé). El chileno conectó mejores punchs, acompañados de buenos momentos de flow y, en su mayoría, partiendo de un concepto propuesto en el anterior minuto o patrón del español. Sin embargo, el valenciano supo mostrar sus recursos y dio una buena tanda de punchlines, acoplaciones a la base y juegos métricos interesantes.

  La batalla comenzó con la modalidad de minutos para cada participante, dando el inicio el local. Alejandro dio inicio a su primer minuto con la soltura para desempeñarse en el escenario que acostumbra exhibir, comenzando con dos patrones que acabaron en buenas líneas, pero disminuidas considerablemente por ser dos recursos tan repetidos para atacar a Kaiser: su nacionalidad, a secas (“es chileno y de chilena se la meto sin mirar”) y su amistad con Invert. En sus siguientes dos estrofas alterca un desencaje con la base en el primero y un buen ataque en el siguiente, en el cual equipara la trascendencia del chileno con la selección de baloncesto del país latinoamericano. Cierra su minuto con un punchline estimulado por la gorra CAME de su oponente, acompañado de una buena fluidez y una buena utilización de su conocida separación de sílabas (“pone came pero yo soy un cometa porque mi freestyle es de otro planeta”), y finaliza con otro patrón decente. De esta forma terminaba el primer minuto de Errecé, en el que, si bien soltó algunos momentos de buen flow y tuvo constancia en el nivel de sus punchlines, la previsibilidad de estos y el desacople con la base le quitaron nivel a un buen desempeño.

  En contraparte, Kaiser empezó su turno con un muy buen punchline de respuesta (quizás el mejor de la batalla), contestando a una de las últimas lineas del minuto del valenciano (la referida al cometa): “tira una rima buena cada 70 años”. Continuo con algunas lineas y flow decentes para luego soltar otra respuesta, esta vez referida al punchline de Errecé sobre Invert: “no hablen de Invert, yo competi en barcelona, a ti ni en tu cumpleaños te ponen la corona”. El chileno prosiguió con un minuto constante, clavando líneas en las cuales atacaba a partir de la diferencia de tablas entre el y Errecé, cerrando un minuto bastante bueno, en el cual empezó muy fuerte con su primer respuesta, en general respondió fuerte y fue constante, aunque en contraparte se notó un abuso de relleno que, en situaciones, era llamativamente incoherente o inconexo, falencia que caracteriza en parte a este freestyler.

  La siguiente ronda de la batalla fue de 4×4, la cual se llevó adelante con una lógica muy marcada: el valenciando iniciando un tópico de ataque (por ejemplo: Dragon Ball y la hermana de Cristofebril) y Kaiser respondiendo con más fuerza que el ataque del español. Excediendo a estos dos motivos temáticos, el mapuche también superó en agresividad y respuesta a las líneas del español cuando el contrapunto giraba en torno a Kase O, mostrando así una clara superioridad en la primer ronda intercalada de la riña.

  La tercer parte de la batalla volvió a la modalidad de minutos, siendo el chileno quien inició esta ronda al compás de la reconocida instrumental “Ser o no ser- Nach y Lírico”. El campeón de God Level encadenó dos buenos patrones en los que buscaba evidenciar la improvisación en el momento para luego encadenar un buen juego métrico combinado con flow bajo el recurso de las rimas en eco de gran calidad, cerrando con un intercalado entre un punch flojo y uno bueno. Sin lugar a dudas fue un muy buen minuto de Kaiser, manteniendo un nivel constante, contrarrestado un poco por su anterior mencionado relleno.

  El minuto del local empezó muy bien con una respuesta fuerte, entremezclada con su particular manera de fluir, al canturreo de Kaiser (“el pavo se me pone a cantar en plan reggaeton, no sabía que Wisin y Yandel se presentaban a Eurovisión”). Luego continuo con un nivel parejo que se desmoronó cuando, por una intervención desatinada del host, Errecé malentendió por unos segundos que su turno había terminado, lo que opacó y bajó el nivel general de su minuto, que hasta entonces había sido bueno.

  La última ronda de la batalla fue otra ronda a patrones, el cual en líneas generales fue equilibrado pero el latino estuvo un poco por encima. Empezó siendo un contrapunto muy bueno, sumido en un juego de ataque y respuesta constante a buen nivel por parte de ambos, pero a partir de que Errecé suelta la línea mas usada contra Kaiser en batallas (el recurso de la foto y las cejitas), el 4×4 se hunde en un pozo de punchlines flojos por parte de ambos, el cual acaba cuando sorpresivamente el visitante suelta una respuesta y un punch muy buenos en el mismo patrón, a pesar de acudir a los lugares comúnes de la novia y los seguidores del oponente: “me habla de los globos y yo le puse la velita” y, al instante “tu eres el MC piñata, te pego en el culo y caen millones de niños rata”.

  De esta forma, Kaiser se exhibió con cierta superioridad por encima de Errecé, mostrando un buen nivel, respondiendo a casi todo, y siendo constante durante casi toda la batalla, acompañado de buenos momentos de acople con la base. En contraparte, el chileno abusó del relleno incoherente y las rimas sexuales predecibles. En la otra esquina, el español también fue estable y mostró buenos recursos en cuanto a la fluidez y a los juegos métricos refiere, aunque respondió considerablemente menos y utilizó recursos muy vistos para atacar a Kaiser.

CATEGORIES
TAGS

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus (0 )
A %d blogueros les gusta esto: