DETRÁS DE LA MÚSICA DE PIEZAS: UNA OBRA PANORÁMICA

DETRÁS DE LA MÚSICA DE PIEZAS: UNA OBRA PANORÁMICA

En el podio histórico como uno de los raperos más importantes de la cultura freestyle, Piezas siguió su aporte al rap fuera de las batallas. Dejando un legado de altura como uno de los grandes letristas nacionales ha conseguido renovar su estilo constantemente. ¿Cómo es la música de Piezas?

Por: Álvaro Jara (@farencwy)

El Hip Hop supuso la fusión definitiva de la música y la poesía. Desde los Estados Unidos, se convirtió en el refugio cultural de las clases trabajadoras y miles de jóvenes que eran carne del fracaso escolar y la exclusión, empezaron a desarrollar una pequeña chispa de curiosidad que apartó a muchos de la delincuencia, destino casi ineludible para muchos, conduciéndolos a la dignidad que la música brinda al artista.

Tras décadas estigmatizados y prácticamente marginados a nivel mediático, los raperos han experimentado un boom comercial que ha hecho prosperar a la mayoría, y con motivos, dada la evolución melódica del género y su expansión a públicos tradicionalmente ajenos a la cultura.

Del rap español han surgido escritores de una calidad excepcional, cuya figura a veces no se reivindica como se merece. Ya hablamos anteriormente de freestylers que han escrito un libro, en este caso, y siguiendo con la línea literaria, nos centraremos en la faceta de Piezas como letrista.

Y es que si para un buen rapero, escribir bien es condición sine qua non, Piezas la cumple con sobresaliente. El don para la metáfora y su habilidad para desnudar la perplejidad con argumentos sencillos, no utilizar un lenguaje grandilocuente, un pecado de los buenos escritores, sumado a una capacidad de síntesis sobresaliente, lo convierten en uno de los mejores letristas del rap en español.

Es posible que su relativa escasa audiencia sea un reflejo de la deriva superficial y atraída por la musicalidad exclusiva del panorama del hip hop actual. Porque si hay buenos letristas, y gente que dedica mucho tiempo a cuidar cada detalle de su mensaje, pero en el paradigma de la industria las grandes letras no tienen el hueco que se merecen.

Como escritor muy sólido, cada palabra es efectiva y está colocada con una precisión milimétrica. Todo tiene sentido, aunque no lo parezca en un principio, y es que para comprender la magnitud del potencial literario de este rapero hay que escucharlo largo y tendido. Esta cuarentena podría ser una buena ocasión para hacer una revisión de su discografía.

Desde 750 y Dentelladas, a Panorámica, ha tratado multitud de temas de mil maneras diferentes. Como autor y como persona ha tenido una evolución que ha quedado patente a lo largo de su carrera, desde esa faceta de ego trip en sus años más jóvenes (sin pasar por alto sus temas de denuncia social) a un Piezas reflexivo y desatado artísticamente, con temas con olor a despedida que tarde o temprano dejará su valor vigente.

Recordemos que, a pesar de ser una de las figuras más respetadas del rap español, actualmente compagina su carrera musical con su trabajo particular, y en donde ha afirmado en más de una ocasión que ésta supone un complemento a su sueldo. Y es que, a pesar de tener la capacidad de hacerlo, como dijo Dtoke, es un rapero y “tiene bien ordenadas sus prioridades”.

Sus habilidades en prosa son extensas, donde hace unos años se plasmaba en su blog, que   donde dejó algunas reflexiones y relatos cortos de una calidad enorme.

Con una conciencia de clase exacerbada, sus letras son un reflejo de la vida emocional de la clase obrera, teniendo siempre en cuenta sus orígenes humildes, y en muchas ocasiones llega a ser un viaje introspectivo donde se enfrenta a sus demonios. Autocrítico y real, las dos cualidades más importantes del Hip Hop, podría vivir de las rentas de su pasado como freestyler, pero es un ambiente del que dice, ya no se siente parte como antes. Mientras tanto, Piezas apunta a un futuro más que prometedor de su puño y letra.

CATEGORIES
TAGS
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )