RAPDER VUELVE A DAR MIEDO TRAS SU PASO POR FMS INTERNACIONAL

RAPDER VUELVE A DAR MIEDO TRAS SU PASO POR FMS INTERNACIONAL

Después de un curso un tanto adverso en el que sucumbió a las primeras de cambio en la nacional de Red Bull y se vio inmerso en una serie de polémicas que hicieron estragos en su temporada liguera, Rapder resurgió de las cenizas en la FMS Internacional y demostró que dará de qué hablar cuando se recobre la normalidad.

Por: Jesús Espinar (@jesuesp98)

El freestyle, como la vida misma, va por etapas. Todos los competidores han fluctuado su nivel en algún momento de su carrera. Pero lo que de verdad define a un ganador nato es su capacidad de anteponerse a ello y recuperar la versión dada en sus mejores días. Rapder, uno de los freestylers más importantes de la escena, ha padecido un poco esto, pero lo importante es que ha sabido recomponerse, y cuando consigues dar ese paso muy pocos pueden pararte.

El punto de inflexión fue su participación en la Gran Final de FMS Internacional celebrada en Perú. Una jornada en la que toda la producción batallera se frenaba para observar con lupa un espectáculo sin precedentes. Cumplía todos los alicientes para que la presión social fuese un factor que impidiese dar el mejor nivel. Pero esa no fue la consigna para el guadalajarense, quien se subió a la tarima con la mentalidad de que él era su principal enemigo.

Esa furia interna la utilizó a su favor para someter en primera a uno de los pesos pesados del evento, Teorema, a quien sí le pudo por momentos su situación externa. En el siguiente nivel le esperaba Cacha, otro de los Mc´s que se caracteriza por nadar contra corriente en muchas ocasiones, pero esta vez la fuerza de Rapder le arrastró hacia la derrota. No pudo obtener el mismo resultado en semifinales, donde su compatriota Aczino le despidió, pero dejando un gran sabor de boca y una de las mejores batallas del evento, algo que muy pocos pueden predicar cuando el Mc´s más laureado de todos los tiempos está en frente.

Pero para llegar a ese grandioso día, Rapder tuvo que apartar todos los demonios que le perseguían ante Nitro. Ambos protagonizaron un enfrentamiento que desprendía energía por todos lados, aunque el mexicano fue el que mejor supo canalizarla. Donde no se pudo contener fue fuera del escenario, donde su entrevista post-batalla finalizó con las lágrimas de un guerrero.

En ese momento todo lo vivido anteriormente quedó en una vivencia con forma de aprendizaje. Como su derrota dos meses antes en Red Bull, donde fue eliminado en octavos, un resultado que dejaba mucho que desear para el vigente campeón nacional hasta entonces. El de Guadalajara tampoco estaba viviendo su mejor temporada en la liga de su país, sobre todo viniendo de las expectativas depositadas en él.

Su año, además, tampoco estuvo exento de polémicas. Primero se le acusó de prepararse las rimas en God Level 3vs3, donde un fatídico “si hay tiempo tiramos la del sayayin” ardió las redes en su contra; una desventaja que Rapder supo darle la vuelta para lanzar un tema bajo el título “La del sayayin”. A ello se le sumó su controversia con Valles-T y Blon, donde su nombre sonó para formar dupla con alguno de ellos, pero su supuesta inferioridad le condujo, de nuevo, hacia el ojo del huracán.

Recientemente protagonizó otra polémica donde la otra implicada era Sara Socas. Su batalla en Otumba desencadenó una rima desafortunada por parte de Rapder hacia la figura de la mujer que ambos solucionaron nada más bajar del escenario. Pero de nuevo fue caldo de cultivo para el público, que lejos de saldar el tema se lanzaron encima del mexicano mientras que la española iba de programa en programa quitando hierro al asunto.

Por todo esto, Rapder se merece más que nadie el favor del aficionado. Entendió las adversidades como un desafío y supo redimirse de sus errores, quizás magnificados por el hate que hoy en día caracteriza a una pequeña pero muy ruidosa parte del público, para volver al pico más alto que ya experimentó en tiempos anteriores.

CATEGORIES
TAGS
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )