RED BULL Y KLAN: UNA EVOLUCIÓN EN COMÚN

RED BULL Y KLAN: UNA EVOLUCIÓN EN COMÚN

Lucas Matías Santo es uno de los clasificados para Red Bull Argentina 2020. La experiencia en las batallas, tanto de plaza como de escenario, su actual estilo renovado, constancia, esfuerzo, son todas variables que al día de hoy, lo ponen como uno de los favoritos para llevarse el cinturón, en lo que será su séptima edición consecutiva.

Por: Lautaro Abraham (@PituuAbraham)

El primer encuentro entre Klan y Red Bull sucedió allá por el 2014. Mediante audiciones, Lucas Santo mandó su video y quedó seleccionado dentro de los 16 mejores del país. Previo a esta competencia, el bonaerense ya era uno de los pilares del Quinto Escalón e iba por su gran salto.

Por ser su debut, fue un gran año. En octavos se llevó su batalla ante Nizzer sin complicaciones, con su estilo underground, avisando a sus próximos rivales que no iba a ser nada fácil ganarle. En los cuartos de final haría lo mismo con Silar y en la semifinal llegaba su primer gran cruce: Papo. El subcampeón anterior finalmente derrotaría a Klan, en lo que fue su batalla más floja de aquella edición. Las palabras le jugaron una mala pasada.

Fue así que volvió en 2015. En esta ocasión, cayó en la primera ronda ante Dan Yelus, haciendo de su paso por esta nacional algo muy breve, ya que luego de la derrota decidió ausentarse por el resto del evento, en desconformidad con el resultado. A pesar de esto, su presencia en 2016 fue un hecho.

Transcurriendo su mejor año, Klan venía de ganar muchas fechas del Quinto Escalón, en donde si no salía campeón, llegaba a las batallas decisivas. Durante esta temporada, dejó uno de los ‘run’ más maravillosos de una edición del Quinto, en aquella fecha especial 2vs1, donde compitió junto a Replik; y ganó el 2vs2 junto a Wolf. Además, se llevó el trofeo de BDM y tuvo gran presencia en Ego Fest. Todo parecía indicar que era su momento.

Tras ser aceptado su vídeo, ya en la nacional, Klan pasó la primera ronda sin complicaciones ante Busci y en cuartos, haría lo mismo contra Katra, batalla en donde dejó uno de sus punchlines más icónicos: “Klan Klan, suena la campana”. El destino, lo volvería a cruzar contra Papo en una semifinal. Al igual que aquella vez, las temáticas no le favorecieron y el sueño de Klan se difuminaba, aunque su carrera seguiría en auge.

El 2017 de Klan fue un año en donde disputó competencias internacionales y su A.K.A. ya era reconocido por toda la escena: Fullrap Madrid y Full Oh Rap en España, Pangea y Batallas del Palacio en México, fueron algunas de ellas. Toda esta preparación, decantaría en su mejor año en Red Bull. En la primera ronda, sacó a Lewan y se produciría el cruce que toda Argentina esperaba: MKS en cuartos. Durante esta batalla, Klan vencería a su gran rival del Quinto, dejando uno de los mejores punch de la noche. Esta adrenalina continuaría hasta las semifinales, una instancia que hasta el momento, significaba malos recuerdos para él. 

Pero sacándose de encima esta presión, supo derrotar al ya experimentado Dozer y por primera vez, Lucas Santo estaba en la batalla final de Red Bull. Pero claro, en frente estaba Wos. Klan no tuvo nada que hacer ante el campeón de esa noche, que parecía que nadie lo podía superar. A pesar de esto, se notó una significante mejora en cuanto a las temáticas, por lo que su mejor versión, aún estaba por verse.

El 2018 fue el año de las regionales. Tras ser su video aceptado, Klan se clasificó para la regional de Buenos Aires en su segundo día (hubo dos ediciones). En esta, venció a Sinaph en octavos, volvería a vencer a Busci en cuartos, pero sorpresivamente cayó ante Dybbuk en semis. Solamente tres se clasificaban a la nacional. En la batalla por el tercer y cuarto puesto, volvería a caer derrotado, esta vez ante Cacha.

Pero sus esperanzas renacieron. Tras una votación entre los “cuartos puestos” de las regionales, Klan fue el más votado y de esta manera, su presencia en la nacional era un hecho. Tras dejar en el camino a Peqo Flow y a Nacho -quien venía de derrotar a Papo-, una vez más el bonaerense se encontraba en una semifinal de Red Bull. Esta vez, su rival sería Stuart.

Aquel joven del interior, que había llegado a FMS sorprendiendo a todos, también lo hacía en la competencia de los toros. Finalmente, la batalla se decantó para el santafesino. Durante la batalla que aseguraría un lugar en la nacional siguiente, se notó un Klan desmotivado por el sentido de la batalla y perdió su chance ante Sub. Curiosamente, su mismo rival en los octavos de la edición 2019. Mismo rival y mismo resultado. Fue poco lo que duró su estadía durante el año pasado y esta edición, será la que tome como revancha.

Mostrando un gran nivel en FMS, en donde venció a dos de los máximos favoritos (Stuart y Papo), se nota un Klan renovado, con más ganas que nunca y que sin dudas, este puede ser su año. Levantarse de una derrota, es su especialidad.  

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (1)
  • comment-avatar
    Gustavo Woltmann 4 días

    Klan es una bestia al fluir, en FMS ha tenido tres batallones, dos los ganó pero con réplicas y el que perdió mínimo debió haber sido una réplica. Tiene un nivel impresionante, ha estado concentrado y creo que tiene mucha hambre de triunfo.
    -Gustavo Woltmann.

  • Disqus ( )